Muere electrocutado un albañil

8/6/2010

"Hijo voy a amarrar este lazo a la pared para que lo ates a tu cintura cuando trabajes en la marquesina, además están muy cerca los cables de alta tensión", aconsejo el anciano a Marco Antonio, su vástago, quien minutos después falleció electrocutado.
Marco Antonio Gómez, de 37 años, murió al interior de una casa ubicada en la 8a Sur poniente de la capital chiapaneca, al recibir una descarga eléctrica proveniente de cables de alta tensión, cuando laboraba en la azotea de la segunda planta.
Marco Antonio pegaba azulejos en la marquesina, al parecer se resbaló y en su desesperación por no caer, se agarró de un cable, que lo electrocutó y aventó varios metros. Cayó inconsciente sobre la azotea y falleció minutos después. Un trabajador de obra más que muere sin contar con seguridad social.